Diamante | Nuevo tanque de agua y perforación

El gobierno provincial continúa ejecutando obras de emergencia en materia de agua potable para comunas y juntas de gobierno. Dos localidades del departamento Diamante contarán con una nueva perforación y tanque de agua dando solución a la provisión del servicio a más de 500 habitantes.

Desde la Dirección de Obras Sanitarias se lleva adelante un trabajo permanente de asistencia y articulación con los gobiernos locales, de manera de atender aquellas demandas más urgentes en la provisión del servicio de agua potable. En ese marco, comenzaron los trabajos en General Alvear y Aldea San Francisco, del departamento Diamante. La inversión alcanza los 3,8 millones de pesos.

En la comuna de General Alvear se lleva a cabo una obra de emergencia financiada por el Ministerio de Planeamiento y ejecutada a través de la Dirección de Obras Sanitarias de la provincia. Se colocará un tanque de agua potable y una nueva perforación para la toma de la misma.

Las tareas se adjudicaron a la empresa El Jagüel con un monto de inversión de 3.880.450 pesos y un plazo de ejecución de 60 días.

Por estos días, se lleva a cabo la construcción de hormigón de un tanque de 4.000 litros con su correspondiente torre de siete metros de alto. La perforación es de 4 pulgadas y tiene 115 metros de profundidad. Se instalará una bomba trifásica de 5,5 HP.

Además, se colocarán 100 metros de cañería para la distribución del agua, desde la nueva bomba hasta el tanque de reserva a instalar. Esto incluye trabajos de zanjeo, compactación, protección solar, tapa de acero, canilla de servicio y los accesorios necesarios.

Se tenderá el cableado para la alimentación de la bomba y el tablero a colocar, este incluye protecciones, control de falta de fase, arranque suave, guardamotor, entre otros elementos.

La junta de gobierno de Aldea San Francisco solicitó esta obra, ya que presenta una problemática en el aprovisionamiento de agua potable. Sobre todo para el emplazamiento de viviendas ubicadas en el sector de la zona costera, que cuenta con más de 500 habitantes, quienes se ven afectados por la baja de este servicio y deben concurrir al tanque ubicado en el centro de la comuna para abastecerse.