La Provincia limitará el uso del transporte público por el coronavirus

En San Juan los cinco casos sospechosos de coronavirus fueron descartados. Sin embargo, siguiendo los lineamientos del Gobierno nacional y para evitar la circulación del virus, no sólo se suspendieron todas las clases, actividades deportivas y espectáculos sino que además ahora desalentarán el uso del transporte público urbano. Entre las medidas que quiere poner en marcha la administración de Sergio Uñac es la de eliminar frecuencias de unidades, autorizar a los choferes a que no suban más pasajeros cuando los colectivos están llenos y también a cancelar temporalmente el uso del pasaje de los escolares con la sube.

Estas decisiones se tomaron después de que el presidente Alberto Fernández anunciara la suspensión de clases hasta el 31 de marzo en todas las escuelas del país. Incluso están paralizadas las actividades en la Universidad Nacional de San Juan y Católica de Cuyo e institutos privados. “No se va a cobrar el pasaje escolar, es para desalentar la circulación de los chicos”.

Con los docentes no habrá cambios. Como tendrán guardias mínimas los colectiveros seguirán cobrando la mitad del pasaje con la SUBE, es decir 11 pesos para la primera sección y 12,10 pesos para la segunda y tercera sección. “También estamos hablando con las empresas de colectivos para disponer la reducción de las frecuencias. Vamos a sacar un servicio por turno, pero el pasajero casi no lo va a notar”.

Otras de las disposiciones para evitar la propagación del virus es la desinfección de las unidades y recomendaciones a los choferes de circular con las ventanillas abiertas. La medida más inmediata a obedecer es la de evitar la aglomeración de personas en el rodado. En principio la idea es transitar con un máximo de 35 pasajeros.