La Punilla| El laboratorio abrió las puertas de su nueva instalación

La cartera productiva y el municipio de La Punilla trabajan en conjunto para controlar y erradicar la triquinosis, enfermedad zoonótica que afecta principalmente a los cerdos y se transmite por el consumo de carne cruda, o mal cocida, y no controlados sanitariamente por un profesional.

“La técnica que se utiliza se llama digestión artificial y está habilitada por SENASA para analizar la carne faenada y conocer si está apta para consumo. Son prácticas comunes en estas zonas y es de suma importancia la realización de estos análisis, ya que no hay garantía sanitaria si no se hace este control”, aseguró Oscar Cheratto, jefe de Subprograma Producción Pecuaria.

Patricia Dubini, intendenta de La Punilla, refirió que “es una zona de consumo y elaboración de chacinados, por lo que es importante realizar las muestras. El año pasado a través del Ministerio de Producción obtuvimos el equipamiento y pudimos armar un espacio físico para concretar la puesta en marcha del laboratorio”.