Municipales rechazan el pago escalonado de los salarios

En una teleconferencia del Plenario de Secretarios Generales de Festram, con la participación de 35 sindicatos adheridos, se resolvió rechazar enérgicamente los intentos de autoridades municipales y comunales de pagar en cuotas o en forma desdobladas los salarios de trabajadores y trabajadoras. Asimismo, se ratificó que la fecha límite para el pago de haberes es hasta el día 7 del mes siguiente, quedando los sindicatos facultados para iniciar medidas de fuerza y retención de tareas, manteniendo las guardias mínimas que exigen los protocolos de lucha contra el Covid-19.

En un comunicado, la Festram (Federación de Sindicatos de Trabajadores Municipales) remarcó que «a la fecha, no dieron cumplimiento en tiempo y forma al pago de salarios correspondientes al mes de mayo las municipalidades de Coronda, Funes, San Justo, Roldán, Granadero Baigorria, Venado Tuerto, San Javier y otras 22 comunas de distintos departamentos de la provincia».

«El incumplimiento de protocolos de salud, reducciones salariales, la falta de pago del bono por actividad esencial, despidos e intentos de modificar estructuras funcionales aparece como una constante en distintas municipalidades y comunas de la provincia», sostiene la notificación elevada por la Federación.

«A estas provocaciones se suma la tentativa de desdoblar el pago de salarios y la incertidumbre que esta situación genera en la vida laboral y familiar de los trabajadores convocados en la emergencia, y más aún, los que por su condición de riesgo no pueden prestar servicios, todo lo cual ha puesto al gremio en estado de alerta, a la espera de poner fin a estas situaciones en el marco de la reunión de Paritarias convocada para el próximo miércoles en Casa de Gobierno», agrega lo informado por Festram.

También se manifiesta «la preocupación general por el abuso y autoritarismo que exhiben algunos jefes comunales con los trabajadores que están en el frente de batalla contra la pandemia en cada rincón del territorio santafesino».

A tal punto, que el titular de Festram, Claudio Leoni, manifestó que «por la falta de responsabilidad pública, ausencia de ética y solidaridad de aquellos que buscan reducir gastos con el salario de los trabajadores, mientras pagan millones de pesos al sector financiero de las ART, que cobran sus cápitas por la totalidad de los trabajadores cuando más del 40 por ciento están obligados a respetar el aislamiento social y en consecuencia sin ningún tipo de obligaciones prestacionales. Y peor aún, hay municipios que no tienen protegidos a los trabajadores en la emergencia, estando obligados legalmente a efectuar aportes para la prevención y seguridad laboral».

Asignaciones familiares

Por otra parte, el plenario de secretarios generales facultó al secretariado de Festram para «realizar gestiones urgentes por la actualización de las Asignaciones Familiares, que a nivel nacional ya cuentan con un incremento dispuesto por el presidente Alberto Fernández, mientras el Estado santafesino las tiene congeladas desde hace más de 10 años, violentando abiertamente un derecho constitucional y generando un grave perjuicio a la seguridad social de las familias trabajadoras».