Selfies al volante

Lo peor es que según un estudio realizado, uno de cada cuatro jóvenes entre 18 y 24 años asegura hacerse este tipo de fotografías y algunos de ellos incluso las envían a las redes sociales desde su móvil sin detener el vehículo.

Una moda realmente peligrosa que se hizo famosa cuando una chica se tomó un selfie sentada al volante mientras conducía y un minuto después de hacerla, y como consecuencia de la desatención hacia la conducción al subirla a Facebook, sufrió un grave accidente en el que perdió la vida. Un ‘selfie’ mortal que se hizo en Estados Unidos. Pero pese a la gravedad del caso, los ‘selfies‘ mientras se conduce siguen haciéndose en todo el mundo.

Según el estudio, en el que se han realizado 7.000 encuestas a usuarios de smartphone de 18 a 24 años, también uno de cada cuatro ha utilizado las redes sociales mientras conducía. De este estudio se desprende que los chicos son más proclives a incurrir en conductas de riesgo. Pero lo más curioso es que casi todos los conductores preguntados admiten que esas conductas son peligrosas, y aun asídlo siguen haciendo.

Ademas de las selfies al conducir, también existe el problema del uso de las redes sociales mientras se conduce, o sacar una foto al paisaje, puente, otro coche o un accidente, que la mayoría de las personas alguna vez lo hicieron.

A raíz de esta problemática, se ha calculado el tiempo de distracción al volante que suponen este tipo de conductas. Tomar un ‘selfie‘ mientras se conduce puede distraer al conductor durante 14 segundos, mientras que consultar redes sociales puede hacerlo durante 20 segundos o mas. Este tiempo es suficiente para que un vehículo que circule a 100 km/h recorra la distancia equivalente a cinco campos de fútbol.

Para minimizar un poco el peligro es recomendado utilizar el teléfono con sistema manos libres mientras conduce, por si alguna llamada urgente surge mientras estamos conduciendo, aunque de todos modos esto genera una pequeña distracción de la personas que no es conveniente sobre todo si se maneja a altas velocidades permitidas.